El American Bully y el pedigree.


Por Alex Pérez


Durante siglos, el perro ha ayudado al hombre en numerosas facetas cotidianas, donde jamás se priorizó su aspecto sino su desempeño a la hora de satisfacer ciertas necesidades como ayudar en la caza, cuidado de sus rebaños y custodiar sus propiedades. El objetivo siempre fue aprovechar sus mejores cualidades. Los distintos cruces dejaron expuestos virtudes y capacidades que hacían que algunos perros fueran más capaces de realizar ciertos trabajos, aquí es donde el hombre da creación a las familias de canes que luego terminarían separándose en lo que hoy conocemos como razas que hasta hoy muestran un constante cambio y notable evolución en la búsqueda del perro ideal En esta constante búsqueda es que siguen naciendo nuevas razas como el American Bully que surge entre los años 80 & 90 principalmente del cruce de American Pit Bull Terrier y el American Staffordshire Terrier entre otras y fue en 2004 que el ABKC “ American Bully Kennel Club “ dio la posibilidad de dar legalidad y plasmar en un pedigree el trabajo de años de muchísimos criadores.


Y ¿qué tan importante es el pedigree en un perro?


Generalmente, una persona que tiene un perro como mascota, no encuentra muchos beneficios en este tipo de certificados. Sin embargo, las personas que desean que su perro participe en un concurso de morfología canina o de belleza, sí pueden estar interesados en contar con su certificación de pedigree.


El documento que hace constar que un perro cuenta con pedigree es valorado muy positivamente, pues se encarga de certificar que el canino cumple con ciertas características que lo califican como un animal de “pureza sanguínea”.

El pedigree, de acuerdo con la Real Academia Española, llevado al castellano bajo el término pedigrí, se define como el documento donde se hace constancia de la genealogía de un animal. En el caso de un perro, esta base acreditativa hace constar que un perro pertenece a una raza específica, y que cuenta así mismo con antepasados pertenecientes a la misma raza, todo bajo ciertos estándares. Es decir, el pedigree consiste en una constancia de la ascendencia biológica del animal.


Ventajas y desventajas del pedigrí


Ahora que ya se conoce en profundidad el término pedigree y se ha explicado cómo lograr su obtención, es necesario hablar de las ventajas y desventajas relacionadas con esta certificación.


Ventajas


La principal ventaja del pedigree es que permite a los perros participar en concursos de morfología canina o de belleza, pues se trata de un requisito indispensable para permitir inscribir a un perro.


Por otra parte, el pedigree también puede ser una gran herramienta para el cuidado canino, ya que, cuando se conoce con exactitud la raza a la que pertenece el perro, se pueden determinar de forma óptima sus cuidados. Asimismo, por medio del pedigree es posible orientar la crianza canina a la formación de una morfología en específico.


Desventajas


Sin embargo, no todo en el pedigree son ventajas. Ciertos criadores se esfuerzan en orientar la crianza de perros a la formación de algunas morfologías específicas, las cuales podrían ser nocivas para el bienestar del perro.


Por ejemplo, existen casos de ciertas razas que ya cuentan con deficiencias significativas en su salud o forma física

76 visualizaciones0 comentarios