Rinotraqueitis


Por Martin Arroyo


Tocaremos el tema de enfermedades virales respiratorias específicamente Rinotraqueitis Viral Felina (RUF), es un padecimiento contagioso que afecta las vías respiratorias altas y tiene distribución mundial en casi un 80 % de la población aproximadamente. Se caracteriza por presentar conjuntivitis, lagrimeo, descarga nasal acompañada de estornudos, en todos los casos de enfermedad respiratoria de vías altas son de origen viral en los felinos y corresponden a esta enfermedad, es ocasionada por un herpes virus, calcivirus felino y puede permanecer infectante durante cinco meses. Ocurre principalmente en guarderías, criaderos, animales abandonados que se acumulan en gran número.


Se multiplica fácilmente a las células del pulmón y riñón, es sensible al calor y se inactiva con formol, alcoholes y detergentes. La eliminación de este virus puede ocurrir de forma espontánea, en situaciones de estrés por ejemplo en tratamientos agresivos con antiinflamatorios, cambio de hogar, pensiones, exposiciones y durante la lactancia. Se ha investigado que la forma de periodo de incubación por lo general es de 2 a 6 días en los casos anteriormente mencionados.

Los signos más frecuentes tempranos pueden ser depresión, estornudos, inapetencia, pirexia y algunas veces hipersalivación. En segundo término descarga nasal, conjuntivitis, disnea y tos, en algunas ocasiones úlceras linguales con un porcentaje de mortalidad no muy alto; no así en los gatos jóvenes.


El medio más común de transmisión puede ser de gato a gato o personas que manejan a los animales, en algunos casos la rinotraqueitis puede presentar una estomatitis ulcerativa asociada con hipersalivación y anorexia. Los gatos más afectados presentan deshidratación, anorexia y debilidad que ponen en amenaza la vida del felino, ha habido casos que se demuestra que este virus produce abortos como resultado de las lesiones uterinas y placentarias.


En otros casos se ha encontrado encefalitis generalizada, por lo que al detectar cualquier síntoma se recomienda acudir con su médico Veterinario a fin de que determine el diagnóstico diferencial y te recomiende el tratamiento adecuado debido a que estos pacientes padecen un gran nerviosismo debido al alto estrés al que son sometidos, por lo que se recomiendan los tratamientos en casa que son indispensables para una rápida recuperación; en algunas excepciones se requieren cuidados intensivos por lo que el paciente debe hospitalizarse en un ambiente limpio, ventilado, caliente e iluminado y estimularlo para que coma, con alimentos altos en palatividad.

Se recomienda para la prevención de esta enfermedad una vacunación, higiene general, evitar que los manejadores sean vectores al manipular a los felinos. Como recomendación adicional, los gatitos nacidos de madres portadoras deben ser separados a las cuatro semanas de edad y vacunarlos de inmediato.


Visita a tu médico Veterinario certificado frecuentemente. En la próximo edición hablaremos de Calcivirus Felino.

1 visualización0 comentarios