Carita de oso o carita de zorro


Por. Éric Daniel Márquez


Una pregunta muy frecuente en las personas que buscan o cuentan con un Pomerania.


¿Realmente existen 2 tipos de caritas?, ¿son 2 las variedades de esta raza?


Esto crea mucha confusión, dado que por moda o desinformación en la raza nos lleva a creer que un spitz es un “carita de zorro”, cuando en realidad los Pomeranian son una de las cinco variedades de los spitz, siendo esta alemana enana (zwergspitz) la más pequeña.


El estándar racial de la FCI (Federación Cinológica Internacional) nos indica que la cabeza de los spitz enanos es de tamaño mediano, visto desde arriba pareciese ensancharse hacia atrás, pero haciéndose más angosto hacia la punta de la nariz, con un stop poco marcado y una nariz redonda y pequeña; el hocico debe ser no muy largo ni grueso, ni puntiagudo, presentando una proporción óptima en relación con el cráneo aproximadamente 2/4; los ojos son medianos y de forma alargada, poco oblicuos y, por último, las orejas con una inserción alta, permaneciendo siempre rígidas, son pequeñas y de forma triangular.

Así, en conjunto con un pelaje largo y ligeramente más duro y abierto acompañado de una subcapa densa y aterciopelada con mayor abundancia en la zona del pecho, cuello y cola, sin olvidar un tamaño de 20 cm + - 2 a la cruz en proporción 1/1 de su cuerpo, y un peso de entre 1.8 kg a 2.8 kg aproximadamente. Dando esto como resultado un aspecto bastante armonioso, una cara y cuerpo real de Pomeranian.


Con esto podemos aclarar que no existen ni las caras de oso, ni las de zorro, mucho menos las caras de muñeca, o lulú, etc... “solo existe la carita de Pomeranian”.

Siendo así, debemos olvidar esa idea errónea en los tipos de caras y tamaños dejando claro que “en el spitz Pomeranian sólo existe una variedad”.


Así como también al buscar un ejemplar de Pomerania, tratar de hacerlo con criadores profesionales y avalados, personas expertas que nos pueden asesorar en los cuidados y necesidades de nuestros pequeñines, así para no caer víctimas de la mala crianza o de los estafadores.


Aclarando eso no debemos olvidar que para tener un Pomeranian de carita y pelaje hermosos existen tres factores muy importantes, estos son:


1.- Genética: un ejemplar con buena calidad además de lucir espectacular tendrá buena salud, pues siendo criado responsablemente estará más apegado al estándar racial, lo cual nos lleva a caritas más lindas, y perros con mucho menos propensos a enfermedades y males congénitos.


2.- Alimentación: así como en las personas con los perros es igual, una buena alimentación es fundamental para una salud óptima, la belleza en nuestros peludines es reflejo de su buena dieta, unas croquetas de calidad Premium acordes a su tamaño y etapa de vida es la base, también funcionan muy bien los complementos como ampolletas de omegas y ácidos grasos, etc.

3.- Mantenimiento: para un manto especial es necesario cuidados especiales, acudir con el peluquero frecuentemente es fundamental, pero también son necesarios los cuidados en casa, como cepillarlo adecuadamente, mantenerlo sin humedad, ni con aditamentos innecesarios (ropa, collares, pecheras, etc.) Importantísimo es acudir con peluqueros profesionales para que nos apoyen con los mejores cuidados y productos para nuestros pequeñitos.


Tomando en cuenta que la esperanza de vida de un spitz enano es de 12 a 16 años es importante mantenerlos saludables; con esta poca información y los tres puntos es muy fácil no equivocarse a la pregunta de las caritas o de los tamaños de los pequeños spitz y así poder disfrutar de esas bolitas de pelo activas y juguetonas con hermosas caritas de Pomeranian.

10 visualizaciones0 comentarios