¿Adiestramiento en cuarentena?


Por. MVZ Rita Domínguez


Después de limpiar toda la casa, realizar nuevas rutinas de ejercicio, terminar de ver todas las series que tenías pendientes e intentar todas las recetas de comidas y postres de internet, cumplir con la cuarentena resulta bastante complicado; ahora imagina lo que la falta de actividad física al aire libre le provoca a tu mascota.


Si empiezas a notar que persigue su cola, se lame de manera constante, no obedece tus indicaciones, ladra en exceso e incluso empieza a romper cosas, son síntomas de aburrimiento canino, lo cual, si no se atiende, puede desencadenar ansiedad e incluso depresión canina.


Aprovecha el tiempo libre y estimula la discriminación olfativa de tu perro, habilidad que puede desarrollar gracias a que cuenta hasta 220 millones de receptores olfativos (nervios que llevan la información recibida por el epitelio nasal hasta el cerebro) teniendo así la capacidad de percibir olores entre 10.000 y 100.000 veces mejor que los humanos.


Esta habilidad es muy característica de los perros policías que detectan sustancias ilegales en aeropuertos y aduanas y de perros rescatistas utilizados en desastres naturales para recuperar a personas con vida.


Tal vez suene muy complicado, pero a continuación te compartimos cuatro sencillos ejercicios que puedes practicar desde casa para que tu can se divierta y a lo largo de cinco semanas, desarrolle nuevas habilidades.


1. Define el objeto que quieres que encuentre; ya sea una gorra, una prenda de vestir o incluso un bolso o mochila, imprégnalo con tu olor y deja que tu mascota juegue con él (siempre con supervisión) para que se familiarice y lo reconozca de manera visual.


2. Esconde el objeto debajo de tiras de papel de baño, periódico o cualquier otro objeto ligero que no represente un peligro. Una vez que lo encuentre, prémialo con un bocadillo seco que contenga vitaminas, aceite de pescado, ácido fólico y minerales como los Healthy Extras de Eukanuba.


3. Esconde objetos similares, pero de personas diferentes con distancias considerables, por ejemplo: la gorra de tu pareja en la cocina, otra en el baño y la tuya en la sala. Cuando encuentre la tuya, prémialo. En este punto asociará mejor tu aroma con el premio.


4. Coloca objetos similares de distintas personas, pero a menor distancia, por ejemplo, en la sala esconde tres gorras distintas. Con este juego, tu perro habrá desarrollado ya mejor su discriminación olfativa y le será mucho más sencillo encontrar el objeto.


Recuerda practicar estos ejercicios tres veces por semana con un máximo de 5 minutos cada uno para evitar un comportamiento obsesivo y si notas que los síntomas de aburrimiento no disminuyen, pon en práctica otro tipo de juegos que le permitan gastar su energía. Tú conoces muy bien la personalidad de tu perro, si observas una conducta fuera de lo normal, también puedes consultar a tu veterinario para un diagnóstico certero y oportuno.

135 vistas

©2020 Editorial Delco Fergo

Whatsapp

55 1952 2347

0