LA ESTÉTICA EN LAS INTERVENCIONES ASISTIDAS CON ANIMALES


Por: Jenny M. E. Aragón Leyva, experta en Intervenciones Asistidas con Animales

Directora de “Dejando Huella Educando”, Querétaro.


En términos generales, los temas del baño y la estética son totalmente ignorados cuando hablamos de Intervenciones Asistidas con Animales. Sin embargo, son temas que tienen un impacto directo en la experiencia que pueda llegar a tener el usuario.


Hace 30 años -fuera de los circuitos de belleza- se decía que los perros de trabajo no se bañaban, esta situación ha cambiado con el tiempo. Con respecto a los perros de Terapia el comentario que con mayor frecuencia escucho es que “como es perro, huele a perro”. Eso es cierto y ese olor estará relacionado con su alimentación y hábitos de vida, sin embargo, eso es muy diferente a oler a sucio, a pantano o incluso a heces.


El tema de la estética aplicado al trabajo de las Intervenciones Asistidas con Animales, debe abordarse desde tres perspectivas:


Procurar y mantener la salud del Perro y/o Gato de Terapia.

Al igual que sucede con los protocolos de salud, un Perro o Gato de Terapia es un animal que está expuesto a un protocolo de limpieza mucho más intenso que el de uno que es mascota. Es por esto que el estilista a cargo debe ser muy cuidadoso y selectivo con los productos que usará y procurar que sean para uso frecuente y/o para piel delicada